Seguidores

lunes, 24 de octubre de 2011

Crazy, stupid love.



Entras en la ducha y suena ese ‘forever young’ en tu emisora de radio favorita, te evades del mundo por un instante y piensas en su perfecta imperfección, en sus ojos castaños, en su cara, en su forma de besar… Hoy quieres estar realmente guapa, estrenas ese conjunto de encaje de hello kitty, te pones el vestido que más le gusta, aunque si piensas bien, sabes que la ropa es lo de menos, que los mejores momentos con él, fueron sin ella…  Unos tacones, un poco de rimmel y un toque de gloss para endulzarte más, y unas suaves gotas de Ninna Ricci en el cuello. Recoges tu bolso y sales de casa con una sonrisa en los labios, le ves, te ve, os fundís en un abrazo, ahora sois uno solo, ahora sientes que solamente es él, que él es el culpable de toda tu dulce locura...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada